18/05/2024

El juicio contra Pablo Parra todavía no terminó

Falta la audiencia de cesura, durante la que todavía se puede incorporar nueva prueba

El juicio contra Pablo Parra todavía no terminó

El miércoles último, durante el frío atardecer de otoño, el jurado popular dio a conocer formalmente su veredicto en el femicidio de Agustina Fernández. Por unanimidad, encontraron “culpable” a Pablo Parra, el imputado en el juicio. Pero a pesar del alivio que destacaron familiares y fiscales, esta historia no terminó todavía. Faltan algunos tramos por desandar.

 

El primero, el más mi portante: la audiencia de cesura durante la cual el juez técnico que presidió el juicio, Guillermo Baquero Lazcano, deba imponer la prueba contra el acusado. En este caso no habrá demasiado para pensar: para el delito de femicidio, el Código Penal tiene una única pena posible y es la de prisión perpetua. El juez no tiene margen para establecer alguna gradación de acuerdo a antecedentes y evidencias presentadas.

 

Leé también: Pablo Parra fue declarado culpable del femicidio de Agustina Fernández

 

Así lo adelantó el propio magistrado durante el cierre de la etapa procesal anterior. Esa audiencia de cesura será fijada por la oficina judicial de la Circunscripción, pero debe darle un tiempo prudencial a las partes para preparar sus alegatos. Incluso todavia están a tiempo de presentar nuevas pruebas, si es que las hubiera.

 

 

Para el equipo del ministerio público fiscal que comanda su fiscal jefe, Santiago Márquez Gauna, no habrá demasiados secretos. Precisar todavía más la línea argumental que permitió demostrar la responsabilidad penal de Parra.

 

Seguí leyendo: “A Ud señor Parra: Agustina dice que no es no”

 

Más complicada la tendrá el defensor Juan Manuel Coto, quien deberá ser más específico en sus cuestionamientos al veredicto y en la línea de una supuesta “incorrecta valoración de la prueba”, que es el camino previo a la impugnación del fallo.

 

Es que ante la alternativa de pasar toda la vida tras las rejas, a Parra no le quedará otra que agotar todas las etapas de apelaciones. Por ahora continúa con prisión preventiva, pero tras la instancia del Tribunal de Impugnación comenzará a cumplirse la condena efectiva, más allá de que todavía le queden pasos. Esto quedó así tras la última reformulación del Código de Procedimientos pemales, que aprobó la Legislatura en su última sesión.

 

 

 

Te puede interesar
Ultimas noticias